BLOG "A CAMBIO DE NADA"

Cuarta Semana de Rodaje

Cuarta Semana de Rodaje

Vaya cuarta semana de rodaje que nos hemos pegado…Hemos seguido con la noche a cuestas y a final de la semana ya se notaba el cansancio general del equipo. Once días seguidos currando de noche y la mayor parte del tiempo en la calle, acaban pasando factura os lo aseguro. Tengo la espalda que no me puedo ni mover. Aún así, he tenido tiempo para descansar el fin de semana, reponer las pilas y cambiar el ritmo para las dos últimas semanas que nos quedan de rodaje.

Semana #4

Esta cuarta semana, quiero destacar el trabajo brillante y excepcional que ha hecho Antonio Bachiller, nuestro “Luismi” en la película. Ha tenido muchos puntos que hizo que todo el equipo nos partiéramos de risa. Personalmente, yo paso mucho tiempo a su lado durante el rodaje y es una de las mejores personas que me he cruzado de momento en mi vida aparte de esa bis cómica que tiene innata que lo hacen más grande aún. Creo que Dani, está sabiendo sacarle todo su potencial. Cuando lo veáis en la gran pantalla sabréis a lo que me refiero. Si algo tengo claro, hoy más que nunca, es del  talento que tiene Dani dirigiendo a sus actores. Ahora todo el equipo entendemos, aunque nos miremos y riamos, cuando cada día escuchamos saliendo de su boca: “Buenííísiiima, vamos a hacer otra” Unas cincuenta veces todos los días…

Además, estuvieron con nosotros Fernando Albizu y Manolo Caro haciendo un cameo muy especial. Ahora os cuento un poquito…

Día Rodaje #18 “La Discoteque”

¡Empezamos la semana por todo lo alto! El primer día de la cuarta semana pasamos la mayor parte de la noche en el interior de una conocida discoteca, en cuanto la veáis en la película os daréis cuenta.

Nuestros protagonistas, Miguel y Antonio se lo pasaron pipa haciendo esta secuencia, bailaron, rieron, vacilaron y salieron escaldados…No os puedo dar más pistas…Únicamente que Antonio es un soltador de galletas profesional…jeje

Nos acompaño mucha gente en esta jornada, llenamos la discoteca, Sergio Díaz, nuestro director de producción hizo de Dj. Había mucho ambiente y los figurantes lo dieron todo. Muchas gracias a todos, de verdad.

El director, Daniel Guzmán disfrutó como un enano, todos bailamos, incluso sin música…que es muy difícil mantener la misma energía bailando suponiendo que hay música…Una de las veces, cuando nuestros protagonistas terminaron con su texto, volvieron a subir la música y toda la gente se puso como loca a saltar. Dani les dijo: “¡Joder! ¡No seáis cabrones! Hacerlo así también cuando no haya…¡Vamoss que no decaiga!” Toda la gente se empezó a reír.

Terminamos la jornada con nuestros protagonistas y con el amanecer en un parque cercano de la discoteca. Tuvimos que hacer un retake de esta secuencia un par de días después porque el director Daniel Guzmán no quedó todo lo contento que quería y sabía que nuestros chicos podían dar mucho más. Y así fue.

Día Rodaje #19 “Porteros buenos”

He querido titular a esta jornada así porque rodaron con nosotros los porteros de la discoteca casi toda la noche las secuencias con nuestros protagonistas y Caralimpia (Felipe G. Vélez).

Una de las secuencias estuvo muy divertida, Miguel y Antonio se encaran con los porteros de la discoteca que son para verlos…dan miedito, y al final nuestros protagonistas se buscan un lío…Ojalá me dejarán contaros más cosas…pero ya sabéis, sino, no vais a disfrutar la película cuando todos y todas podamos verla en los cines. Bueno, os lo voy a contar, no puedo reprimirme: Darío, nuestro protagonista, interpretado por Miguel, salía volando al abrirse una puerta y caía sobre una colchoneta. Nuestro director para provocar al actor de manera orgánica, se le ocurrió quitarle la colchoneta…Teníais que haber visto la cara de Miguel y como gritaba…Ya lo veréis en el making of. El equipo se moría de risa.

Día Rodaje #20 “Una visita especial”

La tercera jornada de la semana a mi se me hizo un poco larga y pesada, no sé si porque ya llevábamos arrastrando ocho noches seguidas, por el frío o por el cansancio. Aún así, fue un día especial, porque una persona muy especial en mi vida participó en una de las secuencias con nuestros protagonistas. Era su primera vez. Él, siempre suele estar detrás de las cámaras pero estuvo muy bien, dio mucho más que el pego y el director quedó muy contento.

El resto de la noche, la pasamos en la calle, para variar…Cada día estoy más convencida de que al director, Daniel Guzmán, le gusta la calle y mucho. Es un perro callejero.

Volvió a estar con nosotros Felipe, le dimos caña a la furgoneta y terminamos en aquel parque de al lado de la discoteca donde acabamos a principios de la semana para repetir la secuencia con nuestros protagonistas. Nada que ver…

Allí, pasamos menos frío que el primer día, supongo que sería por la hora, un pelín más pronto…El Señor B, una persona que trabaja con nosotros en el equipo, un amigo especial y un gran tipo, apareció con una caja llena de bollería artesanal que había “cogido” de un camión cercano. Me comí un donut y creo que ha sido el donut más exquisito que he comido en mi vida, de verdad. No sé si por las horas que eran o por el cansancio pero me supo a gloria bendita. Eso sí…me dio un subidón de azúcar que me espabiló pero que muy bien. En su día, os haré un monográfico del Señor B. Tiene una película aparte. ¿Cuál creéis que es su mote? Una pista, lo adivina todo. No falla una…

Además, aprendí un término nuevo que desconocía gracias a Miguel Peñas, auxiliar de producción. ¿Sabéis lo que es un “Martini Shot”? Un “Martini Shot” es el último plano que se hace en la jornada, y ¿por qué se llama así? Porque Hitchcock siempre pide que le traigan un martini cuando rueda el último plano del día. En el caso de Daniel Guzmán tendría que ser “Colacao shot”…porque es de lo que tira al terminar de madrugada.

Día Rodaje #21 “Motostión” 

Durante esta jornada, rodamos en un almacén de piezas de motos muy conocido del barrio de Carabanchel. Fue especial porque el director, Daniel Guzmán, conoce a los dueños desde hace veinte años. Había mucha expectación de gente. Nos preguntaban, miraban, pedían fotos a Dani, la gente estaba emocionada por el hecho de estar rodando una película en el barrio. Nos decían que claro…¡Esto aquí no pasa nunca!

Nos acompaño Fernando Albizu y Manolo Caro. Son dos grandes. Fernando tuvo un momento de partirse el culo de risa el solo y el equipo no sabíamos porqué…Manolo, es un gran actor, en ningún momento falló.

De este día, quiero destacar el resplandor que tuvo Antonio Bachiller, uno de nuestros protagonistas. Estuvo brillante, improvisó con Fernando, se diviertieron, disfrutaron, al fin y al cabo es de lo que se trata ¿no? El director se moría de la risa, jugaba con ellos diciéndoles cosas diferentes al texto para ver por donde salían. Antonio estuvo genial. Verle improvisar hace que te des cuenta del gran talento que tiene.

Además, hablando de resplandor, también quiero destacar, el gran trabajo que hacen cada día el equipo de los eléctricos, Fernando, Carlos, Oscar, etc… Son unos máquinas, te montan la iluminación en un momento. Son las 5 de la mañana y te crees que son las 3 de la tarde. Es muy fuerte como se engaña al ojo humano, la soltura que tienen montando y desmontando y el ritmo que llevan de trabajo. De todo el equipo, este departamento es el que más curra sin duda. Y encima si lo que hacen les apasiona y lo hacen desde dentro, para qué queremos más. Son muy grandes. 

Día Rodaje #22  “Hostion en el Motostión” 

La última jornada de la semana, continuámos en Motostión. No os puedo desvelar que ocurrió en el interior, pero si os puedo decir que una vez más el departamento de arte en manos del gran Antón Laguna hizo un trabajo espléndido aunque un rato más tarde todo ese trabajo fuera “reventado” a pico y pala. Nunca mejor dicho…

Tanto nuestro protagonista Miguel Herrán como el director Daniel Guzmán tuvieron la oportunidad de descargar todas sus fuerzas y tener un gran subidón de adrenalina. Ya sabréis porqué.

A última hora rodamos en el exterior del taller de motos con los dos chicos, Antonio volvió a brillar con las reacciones que tenía de la situación que estaban viviendo y Miguel estuvo increíble jugando a caerse desde lo alto…Eso sí, una de las veces se pegó un hostión que todo el equipo nos asustamos un poco la verdad. Tuvo mucha verdad, pero tampoco hacía falta que se nos partiera en dos el pobre chaval.

Ya solo nos quedan dos semanas de rodaje para terminar, parece que fue ayer cuando empezaba a haceros llegar estas vivencias. Nos quedan cosas muy chulas por hacer y por vivir. Dos semanas dan para mucho y la frescura y verdad que está cogiendo esta película os aseguro que va a dar mucho de que hablar.

El director está muy contento, está disfrutando, plasmar parte de su historia personal y hacerla auténtica y diferente es algo que creo que sin duda marca la diferencia en una película.

Gracias a todo el equipo que tenemos trabajando día y noche con nosotros. Sin vosotros esto no hubiera sido posibe. Y gracias de nuevo a todos vosotros que estáis a muerte con nosotros y el gran apoyo que recíbimos todos los días.

¡Nos vemos el próximo lunes!

 

Leave a Reply

3 Comentarios

Rafa G - 22. Oct, 2013 - Responder

El Señor B = AKINATOR????

acambiod - 23. Oct, 2013 - Responder

jajajaja. Algún día os presentaremos al Señor B… 😉

Juan - 14. Oct, 2013 - Responder

Animo y a acbar la peli. Estamos deseando verla. seguro que va a ser un exito.